Menú principal

Sexta liberación de guacamayas rojas en Los Tuxtlas, Veracruz, se consolida la nueva población reintroducida

Este 18 de agosto será la Sexta Liberación de Guacamayas Rojas en la Reserva de la Biosfera de Los Tuxtlas, nuevamente en el centro operativo del proyecto, la Reserva Ecológica Nanciyaga. Con esta liberación, se continúa consolidando la población de guacamayas rojas que han sido devueltas a esta región. El 26 de mayo llegó al aviario de la UNAM en Nanciyaga un nuevo grupo guacamayas procedentes del aviario de Xcaret junto con el equipo de personas de este Parque que las cuidan y la pasante de veterinaria que fue al Parque a prepararlas durante los pasados cuatro meses. Se liberarán 13 guacamayas esta vez en Nanciyaga y otras 13 se han trasladado a la Reserva Ejidal Benito Juárez para hacer en ese sitio una liberación suave y reforzar ese sitio que se abrió el año pasado. Así se consolidarán los sitios de liberaciones donde ya existen estos núcleos poblacionales.

Para la gente de Catemaco ya resulta más familiar la presencia de la guacamaya roja en sus actividades dado que están viniendo más constantemente turistas a conocerlas. Los lancheros están aprovechando su presencia y se acercan por el lago a observarlas llevando visitantes cuando se reúnen en las copas de los árboles volando de aquí para allá hasta que cae el sol. Esta actividad no les hace daño en absoluto y sí nos ayuda a que cada vez más haya conciencia en cuidarlas y disfrutarlas.

Este proyecto ha sido posible gracias a la participación de: Xcaret quien desde hace más de 20 años mantiene una colonia reproductiva y ha venido donando los grupos de guacamayas rojas criadas en sus instalaciones, y de la Reserva Ecológica Nanciyaga quien facilita sus instalaciones para el centro operativo regional del proyecto y colabora en la estrategia social. Localmente también participan el Grupo Anolis de Ecoturismo Campesino y se cuenta con el apoyo de la Reserva de la Biosfera Los Tuxtlas de la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP). En cuanto al apoyo para desarrollar el proyecto actualmente se cuenta con el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos (USFWS), Defenders of Wildlife, Bosque Antiguo AC y la misma CONANP. Todo el equipo es conducido bajo la dirección del Instituto de Biología de la UNAM, que a través de la Dra. Patricia Escalante se coordina la participación de biólogos y veterinarios egresados de la UNAM (Facultades de Ciencias y Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia), y de otros centros educativos.

Anteriormente se han hecho proyectos de conservación en esta Reserva destinados a especies animales como los cocodrilos de pantano o los monos aulladores, pero este proyecto trata de una especie que ya había desaparecido de la región desde hace más de 40 años y se logró traer de vuelta. No es fácil hacer esto con otras especies, pero este ejemplo espera inspirar principalmente a los habitantes de Los Tuxtlas para que consideren cuidar las especies y la selva que queda y recuperar más, dado que Los Tuxtlas sin sus selvas no son Los Tuxtlas. Este proyecto pretende demostrar que todos podemos poner algo de nuestra parte para revertir la situación de deterioro de nuestros ecosistemas, en particular en esta región, y recuperar en particular una especie particularmente hermosa e inteligente. Compartiendo esta experiencia ayudamos a que todos las valoremos mejor y la población local pueda aprovechar esta presencia para que todos se beneficien pues la derrama económica del ecoturismo alcanza a muchos gremios.

El proyecto pronto cumplirá cuatro años de inicio y la población de guacamayas va a alcanzar ya un número de 130 guacamayas en libertad, así que se puede decir que es la cuarta parte de una meta ambiciosa de conseguir una población de 500 guacamayas para que la población tenga las mejores posibilidades de mantenerse a largo plazo. Por supuesto que se puede mejorar su hábitat y con eso el de muchas especies y en eso debemos unir esfuerzos.

Hoy celebramos a las guacamayas pero tenemos que recordar que hay muchas otras especies que están sufriendo bastante por la falta de selvas y si a través de las guacamayas se recupera poco a poco la selva, otras de estas especies que aún no han desaparecido de Los Tuxtlas pero que están amenazadas localmente pueden recuperarse, ellas necesitan al menos el 50% de cobertura vegetal para subsistir (arbustos y árboles). Así que esperamos que tanto el público como las instituciones se interesen en conocer y apoyar estos esfuerzos, y para que las generaciones futuras tengan una mejor herencia natural.

En el evento se espera la participación de representantes de las autoridades del ramo a los niveles municipal, estatal y federal, y también tendremos la participación de grupos artísticos de manera que la guacamaya recupere su lugar en nuestra cultura. Al terminar el evento se procederá a la apertura de las ventanas del aviario para que las guacamayas puedan ir saliendo suavemente del mismo conforme lo decidan, esperando que exploren poco a poco el ambiente de Nanciyaga y se guíen por las demás guacamayas que permanecen en esta reserva ecológica de las liberaciones anteriores.

Visita nuestra página de Facebook Informantes en Red






Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked as *

*